Yo me quedo en casa, sin escorts

Palabras tiznadas, Alexandra

Estamos en una situación nunca antes experimentada, en pleno siglo XXI, todo un país paralizado por este dichoso virus importado de la China. Miles de negocios, se pueden ir al carajo más rápido en lo que una servidora escribe estas líneas. Uno de esos negocios son los y las escorts profesionales, putas y prostitutas de todas las categorías, sexos y economías. El virus no entiende de clases sociales ni religiones etc.

España entera se ha concienciado sobre este terrible problema que tenemos encima y no sabíamos cómo sacudírnoslo hasta ahora. Parece ser que el gobierno ha actuado tarde, dejando una puerta abierta tremendamente enorme en varios aspectos. Por ejemplo en los aeropuertos procedentes de Italia, que ya con una pandemia y varias regiones del norte totalmente ya cerradas y confinadas, estuvieron entrando a Madrid, como Pedro por su casa, sin ninguna seguridad ni pruebas o simplemente el tomar las temperaturas como ya se hacían en otros muchos lugares.

Pero este capítulo, imagino que ya se hablará cuando corresponda, ahora lo más urgente, es estar todos unidos para vencer al coronavirus. Así que toca quedarse en casa y erradicar por un tiempo de 15 días prorrogables, las costumbres con las que solíamos vivir y convivir con el resto de personas.

Las páginas de lumis han dado un bajón tremendo, casi no hay escorts que sigan anunciándose, imagino que puticlubs cerrados, etc. Abstenerse sexualmente con prostitutas en estos días, es un hecho que hay que cumplir. Ya tendréis tiempo cuando se acabe esta mala pesadilla y os podréis resarciros a vuestro gusto. En un principio dijeron los políticos implicados que 15 días, pero todo hace apuntar a que van a ser unos cuantos más. Me da la sensación que por lo menos otras 2 semanas y gracias si no me quedo corta. Se intervino muy tarde en la seguridad ciudadana y este hecho va a hacer que se alargue en el tiempo.

A las 20:00 horas de ayer, se produjo un acontecimiento muy emocionante en todos los pisos de los españoles. En homenaje a los profesionales de la sanidad, salimos a los balcones para aplaudir el ingente trabajo que están realizando. Va a ver avalancha de enfermos por el cobit 19 y los enfermeros, auxiliares, médicos y personal de limpieza, van a estar dándolo todo por nosotros. Aún a riesgo de contagiarse ellos y sus familiares cuando vayan a casa a descansar. Así que desde aquí también va mi pequeño homenaje a esos héroes anónimos, que ya pasarán a la historia de España como pasaron en su día los bomberos de Estados Unidos por el atentado de las torres gemelas.

Miles de personas se han quedado atrapadas en ciudades que no son las suyas, por motivos de estudios, trabajo o simplemente que estaban de vacaciones. A fecha de hoy estamos en estado de alarma, eso quiere decir que nadie puede salir de sus casas, a no ser que sea por un motivo exclusivamente de ir a comprar comida, tabaco, farmacia y poco más. Ayer salieron imágenes de Benidor, donde los turistas de siempre, “ingleses” estuvieron incumpliendo a conciencia y con el alcohol suficiente como para convertirse en los típicos ingleses de su graciosa majestad. Beodos y menesterosos de amor maternal, ya que posiblemente sus madres estuvieran haciendo la calle, luchando para sacar adelante, a esos pedazos de carne quemada por el sol y con tatuajes talegueros. Tuvieron que ir la policía y la dueña del hotel luchando contra ellos para que volvieran a donde se hacinaban estos borregos, (con perdón para los bóvidos) de la pérfida Albión. Esperemos que se vayan de Europa cuanto antes.

Vamos España, saldremos adelante con nuestra furia y determinación, somos la mejor nación del mundo y lo vamos a demostrar.

Autor: admin